viernes, 23 de mayo de 2008

2

Un alto en El Camino

Últimamente me cuesta dormir bien. Demasiada actividad, que si el movimiento es lo que caracteriza a la vida, el exceso del mismo desorienta. Y en estos momentos en los que, a pesar de sentirme viva y satisfecha, algo me dice: "creo que no asimilo del todo lo que me sucede, Siento que el río me lleva a toda velocidad y no sé hasta qué punto ya decido yo"; quizá lo más acertado sea justamente PARAR. Hacerlo con el objetivo de que la autorregulación organísmica pueda desarrollarse exitosamente y nuestra mente tenga un pequeño espacio de tiempo para integrar todo aquello que puede hasta estarnos pasando desapercibido.
Les invito a compartir conmigo un momento de contemplación. Sientense cómodamente en la silla. Apoyen la espalda en el respaldo y los pies firmemente en el suelo. A continuación cierren los ojos y hagan dos o tres respiraciones profundas. Vuelvan a abrirlos de nuevo, pero no sólo los ojos hacia el exterior, abranlos también hacia el interior de ustedes mismos. Disponganse a contemplar cual meros observadores dispuestos a dejarse empapar de cuanto aparezca en pantalla, sin que con ello se altere su postura Simplemente respiren y contemplen. Permitanse permanecer quietos por un momento.
. Y éjense estar quietos y

2 comentarios:

RAMPAEL dijo...

Querida Merce:
Vivimos en un mundo maravilloso y extraño, en donde los seres humanos, ( algunos, al menos) se mueven a un ritmo trepidante, e incluso frenético. Vivimos en la constante insatisfacción de tener que conseguir todas las cosas lo más rápido posible y donde la competitividad está a la orden del día.
En este contexto tan despiadado, es normal que, algunas veces, no puedas dormir ( por preocupaciones, o por otras circunstancias) y por eso es muy bueno, de vez en cuando, "echar un poco el freno", y extasiarse de tu alrededor y contemplar algún paisaje bello o incluso leer un buen libro, acompañado de música relajante
El video está muy chulo y no digamos nada de la música de la genial Enya.
Te mando un abrazo enorme y que pases un excelente fin de semana
Rampael

Merce dijo...

Gracias Rampael.
Igualmente.