domingo, 12 de junio de 2011

6

El ciclo de la experiencia.

Para la Terapia Gestalt, el llamado ciclo de la experiencia es el núcleo básico de la vida humana, dado que ésta no es más que la sucesión interminable de ciclos. También se le conoce como el "Ciclo de la autorregulación organísmica", pues se considera que el organismo sabe lo que le conviene y tiende a regularse por sí mismo.

La conceptualización de este ciclo pretende reproducir cómo los sujetos establecen contacto con su entorno y consigo mismos. Explica también el proceso de formación figura/fondo: cómo surgen las figuras de entre el fondo difuso, y cómo una vez satisfecha la necesidad dicha figura vuelve a desaparecer.

El ciclo de la experiencia se inicia cuando el organismo, estando en reposo, siente emerger en sí alguna necesidad; el sujeto toma conciencia de ella e identifica en su espacio algún elemento u objeto que la satisface, vale decir, que dicho elemento se convierte en figura, destacando sobre los demás que son el fondo. Acto seguido, el organismo moviliza sus energías para alcanzar el objeto deseado hasta que entra en contacto con él, satisface la necesidad y vuelve a entrar en reposo nuevamente.

En el esquema clásico del ciclo se identifican seis etapas sucesivas: 1) Reposo; 2) Sensación; 3) Darse cuenta o formación de figura; 4) Energetización; 5) Acción ; y 6) Contacto.

En el reposo o retraimiento el sujeto ya ha resuelto una Gestalt o necesidad anterior, y se encuentra en un estado de equilibrio, sin ninguna necesidad apremiante. Su extremo patológico puede ser el autismo.

En la sensación el sujeto es sacado de su reposo porque siente "algo" difuso, que todavía no puede definir. Como por ejemplo, puede sentir movimientos peristálticos o sonidos en su estómago, o sino cierta intranquilidad.

En el darse cuenta, la sensación se identifica como una necesidad específica (en los ejemplos anteriores, como hambre o como preocupación, respectivamente) y se identifica también aquello que la satisface: se delimita cierta porción de la realidad que adquiere un sentido vital muy importante para el sujeto, es decir, se forma una figura (comida).

En la fase de energetización el sujeto reúne la fuerza o concentración necesaria para llevar a cabo lo que la necesidad le demanda.

 
En la acción, fase más importante de todo el ciclo, el individuo moviliza su cuerpo para satisfacer su necesidad, concentra su energía en sus músculos y huesos y se encamina activamente al logro de lo desea.

En la etapa final, el contacto, se produce la conjunción del sujeto con el objeto de la necesidad; y, en consecuencia, se satisface la misma. La etapa culmina cuando el sujeto se siente satisfecho, puede despedirse de este ciclo y comenzar otro. Así ad infinitum.

Entre los diversos eslabones que conforman el ciclo se pueden formar resistencias o autointerrupciones, dando lugar a diversos tipos de patologías. Allí también actúan los mecanismos de defensa.

En términos generales, se puede decir que el ciclo de la experiencia, dado en un contexto específico y significativo, constituye en sí misma una Gestalt. Un ciclo interrumpido es una Gestalt inconclusa; un ente que parasitará al organismo consumiendo su energía hasta verse satisfecho.

Si bien los pasos 1, 2, y 3 serían preparativos para la acción, los pasos 4, 5 y 6 se refieren a la acción en sí que conlleva la satisfacción de la necesidad.

La Terapia Gestalt es como una filosofía de vida. Ayuda a que aprendamos a sostenernos a nosotros mismos, a vivir en el presente y a tomar conciencia de todo y cuando nos ocurre. El individuo no es ajeno a su entorno, sino que vive en constante interacción con él. Como dije arriba, es en esta relación en la que cubre sus necesidades. Pero ¿qué sucede cuando el sujeto encuentra obstáculos (internos) para su autorregulación (reposo-necesidad-satisfacción-reposo)? Según Perls, es ahí donde aparece la neurosis, como algo interno delsujeto que le impide relacionarse satisfactoriamente con el ambiente y así cubrir sus necesidades del mismo.  El creador de la terapia gestalt, define los mecanismos de defensa surgen como una respuesta a esta situación displacentera de impotencia, obstáculo en la que el individuo perdió la capacidad de perseguir y conseguir sus necesidades.

Identifica así cuatro mecanismos básicos que los podemos relacionar directamente como dificultad en cada uno de los puntos del ciclo de la experiencia.
- Confluencia: el individuo pierde su individualidad y se funde con el grupo, por lo cual no entra en conacto con su necesidad que pasa a ser la del grupo, pareja, institución, etc. Por lo cual, es imposible que sepa ni qué necesita ni el modo de obtenerlo..
-Introyección: se llaman introyectos todas las normas, deberías, reglas que hemos ido interiorizando desde niños. Lo que está bien, lo que está mal. Se trata de un bagaje ético/moral en el que el niño no ejerció ningún tipo de juicio propio para su asimilación. Los artífices son mayoritariamente los padres, la escuela y otras instituciones. ¿Qué sucede pues si un individuo es capaz de detectar su necesidad pero cuando la tiene en la conciencia se da cuenta de que  contradice alguno de sus introyectos? Por ejemplo "necesito mandar a fulanito a paseo...... (hay que ser educada y tratar bien a la gente)..." Por lo que seguramente acabaré no mandándolo. No todos los introyectos son negativos, pues en ellos se basa el aprendizaje y la educación. Lo negativo es tragárselos todos sin discriminación que es lo que nos sucedió de niños
- Proyección, es el opuesto a la introyección se trata de poner fuera, en otros, lo que no queremos reconocer en nosotros mismos. Es decir, se siente una necesidad : "deseo tener relaciones sexuales con mi vecino, "tu vecino está casado, una no puede tener relaciones sexuales con hombres casados" la proyección sería: "sé que mi vecino tiene intenciones de acostarse conmigo".  Y aprovecharía cualquier mínimo gesto afectivo de éste para apoyar mi afirmación.

Todo estos serían mecanismos que impedirían  respectivamente la detección de la ropia necesidad, la sensación, el darse cuenta del modo de satisfacerla y la movilización de energías para resolverla. Pero existe un cuarto.
- Retroflexión: es aquel mecanismo que se pone en acción cuando el individuo una vez detectada su necesidad y dispuesto la energía, encuentra un obstáculo para satisfacerla: bien por miedo vergüenza, dificultad de pedir... y acaba volviéndola contra sí mismo. Es un caso que se da continuamente en los trastornos almentarios o en el día a día. "Estaba tan enfadada con fulanito que llegué a casa y me puse a comer como una loca". La necesidad de esa persona hubiera sido ir y decirle aquello que sentía a fulanito, sin embargo volcó su rabia sobre sí misma en lugar de hacerlo sobre  el otro.

Todos tenemos en mayor medida la tendencia a utilizar los cuatro, aunque uno predomina sobre los demás, dependiendo del tipo de personalidad que se tenga.

¿Y para qué esta clase teórica? Pues lo aplicaré a mí misma.
Siento la necesidad de actualizar el blog.
No sé con qué (primera resistencia)
Podría hablar de.....
"eso no es interesante hay que escribir sobre cosas interesantes"
A la gente ya no le interesan los temas interesantes y profundos.
Paso de actualizarlo y me voy a dar un paseo.
Jeje. Identifiquen ustedes cada uno de los pasos del ciclo y los diferentes mecanismos.
Y, como el primer paso para resolver el problema es identificarlo, aquí tienen un largo post que espero que, a pesar de su extensión, les sea interesante y útil. Y, lo más importante de todo... ¡HE CONSEGUIDO ACTUALIZAR EL BLOG!



6 comentarios:

parce dijo...

¡Enhorabuena por la actualización! Una entrada al mes no hace daño. Tus fans te necesitamos.

RAMPY dijo...

Hola, Merce, me ha parecido una entrada de lo más interesante. Recibe un beso enorme.
Rampy

cesar dijo...

si señor, muy clarito y didáctico! Artista!! tengo ganas de verte...

Ricardo Baticón dijo...

Hola Merce

siempre es un placer pasarse por tu blog y empaparse de psicología auténtica como la que nos expones y de la que tanto aprendemos. Gracias... y sigue publicando posts así de interesantes!

Merce dijo...

Hola
parce: Muchas gracias. Por el momento no tengo ningún síntoma negativo por haber actualizado el blog, jeje. Gracias por definirte como fan ;)

Rampy: Muchas gracias. Otro beso para ti.

César: ya sabes que uno de mis lemas es el de "las cosas claras y el chocolate espeso" jejej pues eso. Muchas gracias. Yo también tengo ganas de verte...

Ricardo: Honrada me siento ante visitas y comentarios como el tuyo. Besos y muchas gracias.

Mar Serena dijo...

A mí también me ha encantado leerlo, me da que me enganchado a tu blog jejeje besos desde Murcia.