sábado, 1 de mayo de 2010

7

La simplicidad de lo profundo

Tras  haber estado un período de tiempo relativamente largo sin publicar, voy a rendir homenaje a la profundidad, definiéndola como la capacidad de ver más allá de lo aparente. Claro está que sólo ojos profundos pueden ver cosas profundas. Al igual que sólo ojos sensibles pueden maravillarse ante un cuadro y ver más allá de unos cuantos colores formando esta u otra forma. Y, sólo quien es capaz de verse a sí mismo más allá de la imagen que proyecta en el espejo, puede ver a otros más allá de lo que le venden.

Es la apertura de los sentidos y del corazón, la capaidad de sorprenderse y maravillarse con las cosas sencillas, la receptividad para dejarse traspasar por ellas y el valor para ir más allá de lo aparente lo que, paradójicamente, es signo de profundidad en las personas. No es más profundo quien más piensa, más analiza o más busca cinco patas al gato sólo porque tiene que tenerlas. Denota mayor profundidad quien con un simple golpe de vista las ve, si están, se maravilla del fenómeno y continua su camino admirado por la capacidad e imprevisibilidad de la Naturaleza. Denota máyor profundidad quien al mirar a los ojos de alguien puede traspasar el hedonismo preceptivo por el color que reciba y darse cuenta de cómo está el corazón de esa persona; quien al mirarse al espejo ve algo más que una imagen y se ve a sí mismo con sus virtudes y defectos (no sólo físicos); quien es capaz de separar sensibilidad de debilidad y ñoñería...

Y como en este profundo blog encontramos un valor tremendo a lo aparentemente superficial, os voy a dejar con "Amazing" que el Rock, al igual que la música clásica, el flamenco, etc.... llega al alma cuando uno es capaz de abrir la puerta.

7 comentarios:

Mr Blogger dijo...

Hay quien es capaz de ver el estado de una persona sin conocerla con un solo vistazo. Hay quien esto les trae sin cuidado, se ciegan a los demás. Luego están aquellas personas que tras toda una vida al lado de otra saben interpretar sus miradas y sus sentimientos y son capaces de ver el estado de esa persona con un solo vistazo. Hay quien aún así, se ciega y no lo puede ver. Hay que romper los velos que nos impiden ver y sensibilizarnos con los demás, sobre todo a los que más cerca tenemos: la realidad que nos acompaña y nos consume, la cotidianeidad de las cosas que nos hace acostumbrarnos a ellas y ver como normales cosas que no lo son, los problemas en los que nos vemos sumidos, a veces creados por nosotros mismos solo para evitar otras cosas... la sensibilidad es un músculo, y como tal hay que usarlo para que no se atrofie.

pau dijo...

Todo es tan relativo...
Podemos ver más allá cuando nuestro interlocutor (es un decir) deja la puerta entreabierta para la mirada profunda y que interesa.
Si dejas la puerta abierta entra todo el mundo, incluso aquellos que no invitas, y te arriesgas que la caricia que esperabas se convierta en dolor. Si la dejas entreabierta, solo aquel que buscas se atreverá a asomarse en ella.

Vagamundo dijo...

Una reflexión nada superficial.
La comparto en su totalidad, a condición de no volverse más realistas que el propio rey, y querer ver, más allá de la apariencia de las personas, una esencia que realmente no hay.

Parce dijo...

Como yo soy súper superficial, mega, o sea, no he entendido del todo el post de hoy...

Ricardo Baticón dijo...

Hola Merce!

me gustó tu post sobre la profundidad y también, por supuesto, la guinda que le has puesto con la canción de Aerosmith!

Gracias!

Merce dijo...

Hola!!
Mr. Blogger: resalto tu última frase "la sensibilidad es un músculo y hay que usarlo para que no se atrofie".

Pau: me ha resultado curiosa tu ilustración. ¿Qué tal de si en lugar de una puerta entreabierta hablamos de una puerta permeable en la que siempre tengamos nosotros el poder de decidir de hasta dónde queremos dejar que cada cual llegue?

Vagamundo: soy de la firme convicción de que son escasas las personas que se muestran con total transparencia. Por el contrario, unos seleccionan lo bueno y esconden lo malo (o lo que no les parece tan bueno a su juicio) y otros seleccionan lo malo y no se dan ni cuenta de las cosas buenas que tienen. Por lo cual, me reafirmo en la idea de que la apariencia es fachada y que detrás siempre hay algo más. Que busquemos o no, pues dependerá del interés que nos despierte y la necesidad que tengamos.

Parce: Pues resumiendo... suele pasar que cuando alguien pone la mayor parte de la atención en la forma, se pierde el contenido.

Ricardo: Gracias. La verdad es que me encanta el vídeo pero nunca comprendí la relación con la canción. Por lo que tengo entendido es una canción que hace alusión a la salida del mundo de las drogas, por lo cual una reflexión bastante profundal...

Muchas gracias a todos

buy generic viagra dijo...

Esta es una de las mejores canciones de la historia de la music, no puedo creer el efecto que esta caancion a tenido en muchas personas al rededor del mundo!22dd