jueves, 5 de junio de 2008

2

No sólo con hoy es suficiente

Desde 1972, los 5 de junio de cada año se celebra en todo el mundo el Día Mundial del Medio Ambiente; establecido por la Asamblea General de Naciones Unidas, dando inicio de esta forma, a la Conferencia de Estocolmo, Suecia, sobre el Medio Humano. También ese mismo día la Asamblea General de la ONU aprobó la creación del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA).
Es un vehículo por el q4e la Organización de Naciones Unidas sensibiliza a la opinión mundial en relación a temas ambientales, intensificando la atención y la acción política. Los objetivos son darle un contexto humano, motivar que las personas se conviertan en agentes activos del desarrollo sustentable y equitativo, promover el papel fundamental de las comunidades en el cambio de actitud hacia temas ambientales, y fomentar la cooperación, la cual garantizará que todas las naciones y personas disfruten de un futuro más prospero y seguro.
Es un suceso multimedial que lleva a periodistas a escribir y hacer reportajes críticos acerca del ambiente. Documentales televisivos, exhibiciones fotográficas, eventos intelectuales para aquellos que organizan y participan en seminarios, mesas redondas, conferencias y mucho más. El tema elegido para el Día Mundial del Medio Ambiente 2006 fue "Desiertos y Desertificación" y el lema ¡No Abandones a los desiertos! En 2007 el lema fue "El deshielo, un asunto candente". Este 2008 la sede sera Nueva Zelanda, el tema es: Deje el habito! Hacia una economia baja en carbono. Aprovecho este post para enlazar una de mis canciones favoritas de Mago de Oz, y que nos trae a la memoria la catástrofe sucedida en las costas gallegas a finales de 2002: el hundimiento del Prestige. Bueno, el mensaje no necesita más aclaraciones y simplemente añadir que me hago eco de la intención de este día, no como una fecha en la que mostrar la buena voluntad hacia el planeta, sino de concienciación de algo que debe hacerse ininterrumpidamente y sin excepciones.

2 comentarios:

RAMPAEL dijo...

Querida Merce:
Aunq8ue te conozco de hace más bien poco, sabía que, por tus inquietudes y sensibilidades, ibas a publicar un artículo sobre el medio ambiente.
La verdad es que es algo a lo que se debería de dar más importancia de la que se le da.
Parece que no fuéramos conscientes de la necesidad de preservar el medio donde vivimos para no poner en peligro la supervivencia de nuestra especie y de todas las que pueblan este planeta nuestro llamado Tierra.
Si supieras lo triste que es que uno intente hacer esfuerzos por ser sensible mediambientalmente hablando( quiero decir, intentar no generar más residuos de los necesarios, reutilizar antes que reciclar y todo este tipo de cosas), y que te encuentres que muchas cosas no existen.
Por ponerte un ejemplo que lo entiendas. Las baterías de los coches no se deben tirar al contenedor de la basura normal, puesto que tienen ácidos que pueden llegar a los acuíferos, y se deben de llevar al llamado punto limpio. En mi ciudad, Málaga hay un punto limpio, pero me he enterado que con las baterías, dependiendo de la composición de la misma ( Niquel , Mercurio, Cadmio, etc) reciben diferentes tratamientos, sin embargo, a la hora de echarlas, lo echas al mismo contenedor.
Lo triste del asunto es que, dicho por palabras de alquien que sabe del asunto, tu esfuerzo por preservar el medio ambiente, va directamente al cubo de la basura, ni más ni menos.
En fin, eso no quita para que , al menos exista sensibilidad medioambiental, ya que, afortunadamente, hay más gente que se preocupa del tema.
Ahora, debemos subsanar los errores, antes de que sea demasiado tarde.

Merce dijo...

Hola Rampael!
Siempre fui excepción en muchas cosas, para bien y para mal.
El que a la gente de mi alrededor le preocupase poco o nada algo, me influía más bien poco a la hora de decidir lo que yo quería hacer y lo que a mí me preocupaba.
El que todavía existan muchas personas que quieran cerrar los ojos que ante el gasto de luz y agua te salgan diciendo un "la pago yo ¿no?", ciertamente enfada.

A pesar de eso yo sigo aportando mi granito de arena.

Allá cada uno con su conciencia, aunque, lamentablemente al final lo acabemos pagando todos.

Gracias